martes, 13 de julio de 2010

Rosas

Las Rosas son arbustos o subarbustos mayormente caducos que generalmente presentan aguijones (mal llamados espinas). Sus frutos son infrutescencias, muchas veces decorativas, denominadas cinorrodones, que dentro presentan varios aqueños (verdaderos frutos). Las Rosas pertenecen a la familia de las Rosáceas y poseen un gran valor ornamental por sus lindísimas flores, algunas veces perfumadas. Son clasificadas de diversas maneras por distintas asociaciones. Destacándose tres grandes grupos: las silvrstres (especies que crecen espontáneamente y se reproducen naturalmente), las antiguas (las variedades existentes hasta el año 1867, año en el que apareció la primera Rosa híbrida de té: "La France” de Guillot) y todas las modernas (obtenidas a través de la cruza entre distintas especies y alteraciones). Hay Rosas miniaturas, injertadas en estacas de distintas alturas, apoyantes (mal llamadas trepadoras), cubresuelos (arbustivas de escasa altura). Hay notificadas unas 100 especies de Rosas y varias decenas de miles de alteraciones. Todos los años aparecen cientos de nuevas alteraciones obtenidas por los hibridadores. Es importante cuidar a los rosales de sus patologías: plagas (hormigas, pulgones, ácaros, abejas cortadoras, nematodes, cochinillas, trips, arañuela roja) y enfermedades (virus del rosal, roya, mancha negra, botritis, oídio, midiu, agalla de corona, fumagina) y hacer la poda correctamente.


No hay comentarios:

Publicar un comentario